A B C D E F G H I J K L M N O P Q R S T U V W X Y Z Índice de TemasBiblioteca Índice
Pulse una letra para ver una lista de trastornos que comienzan con esa letra.
Haga clic en 'Índice de Temas' para volver al índice para el tema actual.
Haga clic en 'Biblioteca Índice' para volver a la lista de todos los temas.

Trastorno del espectro alcohólico fetal

¿Qué es el trastorno del espectro alcohólico fetal?

Un bebé nacido de una madre que bebe alcohol durante el embarazo puede presentar muchos problemas. Se los conoce como trastorno del espectro alcohólico fetal (TEAF). Este trastorno incluye lo siguiente:

  • Síndrome alcohólico fetal. Es el efecto más grave del consumo de alcohol durante el embarazo. Puede incluir la muerte fetal. Los bebés que nacen con este síndrome tienen anomalías en la cara. También tienen problemas de crecimiento y del sistema nervioso central, entre ellos, discapacidades mentales y dificultades de aprendizaje.

  • Síndrome alcohólico fetal parcial.Abarca a los niños con solo dos de los aspectos físicos del síndrome alcohólico fetal. Tienen crecimiento lento y problemas en el sistema nervioso central. 

  • Trastorno del neurodesarrollo relacionado con el alcohol. Los niños con este trastorno pueden tener problemas de aprendizaje y de comportamiento. Entre ellos, se incluyen dificultades con las matemáticas, problemas de memoria o de atención y dificultades con el control de los impulsos o el juicio. Además, es posible que les vaya mal en la escuela. 

  • Anomalías congénitas (defectos de nacimiento) relacionadas con el alcohol. Pueden incluir defectos en el corazón, los riñones, los huesos o la audición.

¿Cuáles son las causas del TEAF?

El TEAF se produce cuando una mujer consume alcohol durante el embarazo. Como sucede con otras drogas, el alcohol puede pasar de la sangre de la madre al bebé a través de la placenta. El alcohol se degrada más lentamente en el cuerpo de un bebé que en el de los adultos. Los niveles de alcohol pueden permanecer altos en el cuerpo del bebé y afectar el desarrollo. Durante el embarazo, ninguna cantidad de alcohol es segura. Tampoco es seguro beber en ninguna etapa del embarazo. Incluso el consumo leve o moderado puede afectar al bebé en desarrollo. 

¿Cuáles son los síntomas del TEAF?

Los bebés o niños que tienen TEAF pueden tener estos problemas:

  • Crecimiento fetal lento y bajo peso al nacer

  • Síntomas de abstinencia del alcohol en los recién nacidos, como llanto en tono agudo, nerviosismo y convulsiones

  • Problemas con el sueño y la succión durante la infancia

  • Anomalías en la cara, como ojos pequeños y boca fina

  • Menor estatura que otros niños de la misma edad

  • Coordinación física deficiente

  • Hiperactividad

  • Problemas con el pensamiento o el aprendizaje o bajo coeficiente intelectual (IQ, por sus siglas en inglés)

  • Retrasos en el habla o el lenguaje

  • Dificultades con las actividades de la vida diaria, el razonamiento y el juicio

Los síntomas del TEAF pueden parecerse a los de otras afecciones o problemas de salud. Procure que un proveedor de atención médica vea a su hijo para obtener un diagnóstico.

¿Cómo se diagnostica el TEAF?

Con frecuencia, el proveedor de atención médica puede diagnosticar el TEAF en función de los antecedentes de la madre y del aspecto del bebé. El proveedor examinará al bebé para ver si hay cambios en la cara, los ojos y el labio superior. Un recién nacido puede manifestar signos de abstinencia del alcohol. Entre ellos, se incluyen los temblores y el llanto en tono agudo. Si el niño es mayor, quizás le hagan pruebas de aprendizaje. El proveedor revisará si hay problemas en el desarrollo. No hay una prueba única para diagnosticar el TEAF. 

¿Cómo se trata el TEAF?

Los recién nacidos podrían necesitar atención en la unidad de cuidados intensivos neonatales (UCIN). Es posible que le den algún medicamento para ayudarlo con la abstinencia del alcohol. 

Los problemas físicos que se presentan con el TEAF duran toda la vida, pero hay programas que pueden ayudar a mejorar el desarrollo de su hijo. Estos programas se centran en mejorar el comportamiento del niño con educación y apoyo desde los primeros años. También ayudan a los padres a mejorar sus habilidades de crianza. Los medicamentos pueden ser de ayuda para los problemas de atención o los comportamientos hiperactivos del niño. Con el tiempo, el niño puede recibir ayuda de programas de educación especial y servicios sociales.

¿Cuáles son las complicaciones posibles del TEAF?

Las complicaciones del TEAF pueden variar desde dificultades leves con el aprendizaje a problemas mentales y de comportamiento más graves. Las discapacidades físicas o las anomalías congénitas en los niños con TEAF no mejoran. Los problemas a largo plazo pueden incluir lo siguiente:

  • Problemas de salud mental

  • Habilidades sociales deficientes

  • Desempleo

  • Deserción escolar

¿Qué puedo hacer para prevenir el TEAF en mi hijo?

El TEAF es 100 % prevenible. Pero implica que la mujer debe dejar de consumir alcohol antes de quedar embarazada. Ninguna cantidad de alcohol es segura. Si una mujer cree que puede estar embarazada, debe dejar de beber alcohol de inmediato.

¿Cómo puedo ayudar a mi hijo a vivir con TEAF?

El TEAF es una afección de por vida. La mayoría de los estados cuentan con programas de intervención temprana. Los sistemas de educación pública también brindan apoyo a los niños con TEAF. Los servicios sociales locales y estatales pueden ayudar a las familias mediante educación especial y servicios sociales. En los estudios se ha demostrado que es mejor obtener ayuda lo antes posible. Además, los niños con TEAF pueden beneficiarse de un entorno familiar amoroso, acogedor y estable. Es posible que los padres también necesiten servicios de relevo. Es decir, que alguien se ocupe del cuidado del niño durante un período breve. De ese modo, los padres se toman un descanso para atender otras necesidades familiares. Pregunte al proveedor de atención médica de su hijo acerca de los servicios que hay en su zona.

Información importante sobre el trastorno del espectro alcohólico fetal (TEAF)

  • El TEAF abarca un conjunto de problemas físicos, mentales y sociales de un niño que se producen cuando la madre consume alcohol durante el embarazo.

  • Entre los problemas, se incluyen anomalías en la cara y el sistema nervioso central y crecimiento deficiente. El TEAF también puede causar problemas de salud mental, de comportamiento y del desarrollo. 

  • El TEAF no tiene cura. Pero obtener ayuda cuanto antes puede ayudar a mejorar el comportamiento del niño.

  • Los medicamentos pueden ser de ayuda para los problemas de atención o los comportamientos hiperactivos del niño.

  • También puede ser útil para las familias aprender habilidades de crianza y acceder a servicios de relevo.

Próximos pasos

Consejos para ayudarlo a aprovechar al máximo la visita con el proveedor de atención médica de su hijo:

  • Tenga en claro la razón de la visita y qué quiere que suceda.

  • Antes de la visita, anote las preguntas que quiere hacer.

  • En la visita, anote el nombre de los nuevos diagnósticos y de todo nuevo medicamento, tratamiento o prueba. También anote las instrucciones que el proveedor le da para el niño.

  • Sepa por qué se receta un tratamiento o un medicamento, y cómo esto ayudará a su hijo. Conozca los efectos secundarios.

  • Pregunte si la afección de su hijo se puede tratar de otra forma.

  • Sepa por qué se recomienda una prueba o un procedimiento y qué podrían significar los resultados.

  • Sepa qué esperar si su hijo no toma el medicamento o si no se realiza la prueba o el procedimiento.

  • Si su hijo tiene una visita de seguimiento, anote la fecha, la hora y el objetivo esta.

  • Sepa cómo comunicarse con el proveedor fuera del horario de atención. Esto es importante en caso de que su hijo se enferme y usted tenga preguntas o necesite ayuda.

Revisor médico: Donna Freeborn PhD CNM FNP
Revisor médico: Heather M Trevino BSN RNC
Revisor médico: Irina Burd MD PhD
Última revisión: 5/1/2021
© 2000-2021 The StayWell Company, LLC. Todos los derechos reservados. Esta información no pretende sustituir la atención médica profesional. Sólo su médico puede diagnosticar y tratar un problema de salud.