Tortícolis muscular congénita

¿Qué es la tortícolis muscular congénita?

La tortícolis congénita se caracteriza por la posición extraña del cuello de un bebé cuando nace. La causa de esta posición es un músculo tenso y corto del cuello. Afecta con más frecuencia el lado derecho que el izquierdo y puede ir de leve a grave. A veces se denomina a esta afección cuello rígido o cuello torcido.

¿Cuáles son las causas de la tortícolis muscular congénita?

Los proveedores de atención médica desconocen las causas de la afección que tal vez se deba a una posición anormal en el útero o a una lesión en el músculo del cuello antes del parto. Esto da lugar a la formación de tejido cicatricial que tensa el músculo del cuello.

¿Cuáles son los síntomas de la tortícolis muscular congénita?

La tortícolis muscular congénita puede observarse en el momento del nacimiento, o tal vez no advertirse hasta que el bebé tiene por lo menos algunas semanas de vida. Cada niño puede tener síntomas levemente diferentes. Entre ellos, se encuentran los siguientes:

  • Inclinación de la cabeza del bebé hacia un lado

  • Rotación de la barbilla del bebé hacia el lado opuesto de la cabeza

  • Dificultad para mover la cabeza

  • Bulto firme y pequeño en el centro del músculo del cuello

Si la tortícolis muscular es grave, un bebé también puede tener lo siguiente:

  • Aplanamiento del costado de la cabeza

  • Diferencias entre ambos lados de la cara

  • Oreja en posición extraña

  • Otras anomalías de los músculos, los huesos y las articulaciones

Los síntomas de la tortícolis muscular congénita pueden ser parecidos a los de otras afecciones. Procure que un proveedor de atención médica vea a su hijo para obtener un diagnóstico.

¿Cómo se diagnostica la tortícolis muscular congénita?

Por lo general, el proveedor de atención médica de su bebé detectará la anomalía al examinar al pequeño. Es posible que su hijo necesite estas pruebas para el diagnóstico:

  • Radiografías. Permitirán detectar la presencia de anomalías en los huesos del cuello y los hombros.

  • Ecografía. En esta prueba se usan ondas sonoras para revisar el músculo del cuello.

¿Cómo se trata la tortícolis muscular congénita?

El tratamiento dependerá de los síntomas, de la edad y del estado de salud general de su hijo. También, de la gravedad de la afección.

Puede incluir lo que se detalla a continuación:

  • Movimientos de estiramiento suave. Ayudarán a aliviar la rigidez y a estirar el músculo del cuello.

  • Adaptación ambiental. El entorno doméstico puede adaptarse para estimular al bebé a girar la cabeza en la dirección que le estira el músculo del cuello. Esto ayudará al pequeño a aprender a moverse y estirar el músculo.

  • Fisioterapia. Es posible que deriven a su bebé a un fisioterapeuta para tratamiento ambulatorio.

  • Cirugía. Rara vez es necesario realizar una cirugía para corregir el acortamiento del músculo.

¿Cuáles son las complicaciones posibles de la tortícolis muscular congénita?

Si el problema no se soluciona, el bebé no podrá mover la cabeza con normalidad, lo que causará la rigidez permanente del músculo, así como el desarrollo desigual del cuello y de la cara.

¿Cómo se maneja la tortícolis muscular congénita?

Para ayudar a su bebé a aflojar y estirar el músculo, puede hacer lo siguiente:

  • Hacer los ejercicios de estiramiento que el proveedor de atención médica de su bebé le muestre

  • Colocar los juguetes en lugares donde su bebé tenga que girar la cabeza para mirarlos

  • Sostener a su bebé de modo que el pequeño tenga que girar la cabeza

  • Poner a su bebé en la cuna para que el pequeño tenga que girar la cabeza para mirar hacia donde está usted

Hable con el proveedor de atención médica de su bebé sobre consultar con un fisioterapeuta. Este profesional puede ayudarlo con los ejercicios y la postura. Y su bebé también puede recibir tratamiento.

El proveedor de atención médica de su bebé volverá a revisar al pequeño con regularidad para asegurarse de que la tortícolis está disminuyendo.

Cuándo llamar al proveedor de atención médica de su hijo

Llame al proveedor de atención médica de su bebé si observa síntomas de tortícolis muscular. Y, si su bebé padece la afección, llame al proveedor de atención médica si el cuadro no mejora.

Información importante sobre la tortícolis muscular congénita

La tortícolis muscular congénita es una afección en la que el músculo del cuello de un bebé es rígido y corto. Esto hace que el cuello se gire.

  • Los proveedores de atención médica desconocen las causas de la afección.

  • La tortícolis muscular congénita puede observarse en el momento del nacimiento, o puede que no se detecte hasta que un bebé tiene por lo menos algunas semanas de vida.

  • Generalmente, solo se necesitan ejercicios suaves de estiramiento y de postura para tratar el acortamiento del músculo.

  • Si el problema no se soluciona, el bebé no podrá mover la cabeza con normalidad. Esto puede causar la rigidez permanente del músculo y el desarrollo desigual del cuello y de la cara.

Próximos pasos

Consejos para ayudarlo a aprovechar al máximo la visita con el proveedor de atención médica de su hijo:

  • Tenga en claro la razón de la visita y qué quiere que suceda.

  • Antes de la visita, anote las preguntas que quiere hacer.

  • En la visita, anote el nombre de los nuevos diagnósticos y de todo nuevo medicamento, tratamiento o prueba. También anote las instrucciones que el proveedor le da para el niño.

  • Sepa por qué se receta un tratamiento o un medicamento, y cómo esto ayudará a su hijo. Conozca los efectos secundarios.

  • Pregunte si la afección de su hijo se puede tratar de otra forma.

  • Sepa por qué se recomienda una prueba o un procedimiento y qué podrían significar los resultados.

  • Sepa qué esperar si su hijo no toma el medicamento o si no se realiza la prueba o el procedimiento.

  • Si su hijo tiene una visita de seguimiento, anote la fecha, la hora y el objetivo esta.

  • Sepa cómo comunicarse con el proveedor fuera del horario de atención. Esto es importante en caso de que su hijo se enferme y usted tenga preguntas o necesite ayuda.

Revisor médico: Raymond Turley Jr PA-C
Revisor médico: Stacey Wojcik MBA BSN RN
Revisor médico: Thomas N Joseph MD
Última revisión: 4/1/2021
© 2000-2021 The StayWell Company, LLC. Todos los derechos reservados. Esta información no pretende sustituir la atención médica profesional. Sólo su médico puede diagnosticar y tratar un problema de salud.